Al-Anon complementa la terapia tradicional

Cuando trabajaba con personas alcohólicas en recuperación, empecé a ver cómo sus seres queridos cuestionaban, sin saberlo, el estilo de vida en su sobriedad. Esto me llevó a invitar a su pareja a terapia con el fin de aclarar mi papel como apoyo a la relación en su totalidad. En este proceso, me di cuenta tanto del dolor compartido dentro de la relación, como del dolor individual de cada miembro de la pareja en relación con problemas de confianza, culpa y vergüenza.

Los matrimonios y las familias pueden deteriorarse con el tiempo, ya que los episodios de dolor no reconocidos se acumulan debido a la necesidad de sobrevivir ante la crisis presente. La ausencia de una crisis es extraño durante la recuperación. La mayor parte de la gente no es consciente de que incluso los cambios «buenos» pueden causarle sufrimiento a la pareja o a la familia. He encontrado que es útil proporcionar sesiones tanto para las parejas como para las personas individualmente. El objetivo es normalizar su experiencia individual y colectiva, así como explorar las necesidades que tienen en la relación y de fuentes de apoyo externo.

Igual que Alcohólicos Anónimos, Al‑Anon brinda un lugar seguro para que uno reciba fortaleza y esperanza mediante la experiencia de otras personas. Esto complementa mi enfoque de la responsabilidad que tiene cada persona de cuidar de sí misma. Las parejas que ya no se sienten solas en sus circunstancias pueden permitirse cuidar de sí mismas dentro y fuera de la terapia. Este tipo de apoyo puede conducir a cambios que benefician al individuo, así como a la relación. No todas las relaciones sobreviven, pero las que sí sobreviven, tienen un conocimiento práctico de cómo separar las necesidades individuales de las necesidades de la relación.

Sin la experiencia compartida en Al‑Anon, creo que la terapia no sería tan eficaz. Como profesional, estoy muy agradecida por el apoyo que mis clientes reciben en Al‑Anon, a medida que camino junto a ellos a lo largo de una parte de su viaje hacia el alivio.

Diane M. Warshofsky, MACC, LMFTA, LPCA
Terapeuta de Parejas y de Familia
Winston-Salem, Carolina del Norte

Dejar un comentario